UBICACIÓN: Av. Fermín Vivaceta 1564 –  Fotografía:Loreto Vergara Gálvez

Inaugurado en 1951, el edificio perteneciente a la Compañía de Seguros “La Previsión”, fue un experimento realizado gracias al gerente general de la compañía, señor Daniel Barrios Varela, quien quiso construir un cine con todos los adelantos tecnológicos en medio de un popular barrio del antiguo Camino de las Hornillas; obra de los arquitectos Matías Pizarro Pastor, Luis Gómez Torres,Federico Guevara Toro, y del ingeniero Alberto Franichevich Benvenutto.

Elaboración Planimétrica Plano primer y segundo piso

Considerado como uno de los más cómodos y lujosos de la capital, la gran sala del Teatro fue habilitada por Phillips Chilena con las más modernas maquinarias para presentaciones artísticas y proyección de filmaciones. El espacio, contaba con 900 plateas, 350 plateas altas y 1.000 galerías, lo cual permitía acoger a más de 2.000 espectadores cómodamente sentados.

Tal y como fuera al momento de su construcción, la modernidad del edificio contrasta con las edificaciones aledañas, siendo un centro de actividad social fundamental en la vida cotidiana de los diferentes barrios de la ciudad durante la segunda mitad del siglo XX, que completaba un equipamiento destinado al divertimento de los residentes del sector, consistente en piscina, canchas deportivas y comercio.

 

*Este texto ha sido editado de su original, publicado en el libro “Arquitectura patrimonial de Independencia, una mirada histórica y urbana desde el siglo XXI”, de la editorial Ocho Libros, disponible en todas las bibliotecas públicas de la Región Metropolitana.  Estudio realizado por Corporación de Cultura y Patrimonio de Independencia, a cargo de: Dante Figueroa, como historiador y encargado de patrimonio de la institución, y de los arquitectos de la Universidad de Chile, Alicia Campos, Patricio Duarte, Antonio Sahady y Macarena Cares. 

Corporación de Cultura y Patrimonio de Independencia
Profesor Zañartu 1185, 2º piso, Independencia
Email : [email protected]

Desarrollado por: Kúbika House